Escudo de Piloña

 

La reproducción más antigua que se conserva de las armas municipales de Piloña es un escudo de piedra fechado en 1789 proveniente de unas antiguas escuelas municipales demolidas en 1918. El escudo fue reubicado definitivamente en 1935 en la Casa Consistorial.

El escudo, de forma francesa tan habitual en la época por la influencia borbónica, representa dos caballeros contornados sobre ondas de agua y surmontados de una cruz. El primer caballero está girado hacia el segundo y de su boca salen las palabras PIE HALLA.

Este escudo refleja el siguiente pasaje de la Crónica de Alfonso III en su versión "Rotense" (así llamada por haberse hallado en la Catedral de San Vicente de Roda de Isábena, en Huesca):

Por ese tiempo era gobernador en esta región de los astures, en la ciudad de Gijón, un hombre llamado Munuza, compañero de Tariq. Cuando el tal desempeñaba el gobierno, un cierto Pelayo, que había sido espatario de los reyes Witiza y Rodrigo, agobiado por la dominación de los ismaelitas se metió en Asturias en compañía de su hermana. El antes nombrado Munuza envió al dicho Pelayo a Córdoba con el pretexto de una comisión, a causa de su hermana; pero antes de que volviera, por medio de un engaño, se unió en matrimonio con la hermana. Cuando él volvió, no lo aprobó en modo alguno, sino que con el mayor ánimo se aprestó a poner en práctica lo que ya tenía pensado en torno a la salvación de la Iglesia. Entonces el nefando Tariq envió al ya nombrado Munuza hombres armados para que apresaran a Pelayo y lo llevaran encadenado a Córdoba. Cuando ellos llegaron a Asturias y pretendieron cogerlo con un engaño en un lugar que se llamaba Brez, le fue revelado a Pelayo el propósito de los musulmanes por un amigo suyo. Pero como los sarracenos eran más, y viendo que no podía hacerles frente, saliéndose con cuidado de entre ellos picó espuelas y llegó a la orilla del río Piloña. Lo encontró crecido y desbordado, pero nadando con la ayuda del caballo que montaba pasó a la otra orilla y subió a la montaña. Los sarracenos dejaron de perseguirlo. Y él, dirigiéndose a las tierras montañosas, reunió a cuantos halló que iban a concejo, y subió a un gran monte cuyo nombre es Auseva, y se refugió en el costado del monte, en una caverna que sabía muy segura; de esa gran cueva sale un río llamado Enna.

Este hecho histórico ha quedado firmemente arraigado en la tradición del concejo de Piloña hasta tal punto de que este pasaje se ha venido utilizando como blasón municipal. Tradicionalmente se ha descrito en los siguientes términos:

Pinta escudo de azur, y un caballero armado de punta en blanco y jinete, como el escudero que le acompana, contornados y vadeando un rio, cargado del epígrafe "adelante mi escudero" en el flanco diestro y "que mi caballo pie halla" en el siniestro.

Con el paso del tiempo, se han ido adoptando diferentes versiones del emblema municipal:

 

 

 

 

 

 

 

Todas las versiones anteriores contravienen varias normas heráldicas, por lo que en 2016 el Ayuntamiento inicia los trámites para oficializar el escudo y se establece una nueva versión en base a las recomendaciones apuntadas desde la Real Academia de la Historia:

Escudo español. De azur, dos caballeros contornados de plata sobre ondas de plata y azur, surmontados de una Cruz de la Victoria de oro y piedras preciosas. Rodeado por los flancos y el jefe por la leyenda en letras de plata ADELANTE MI ESCUDERO QUE MI CABALLO PIE HALLA. Al timbre, corona real española cerrada.

También se plantea una versión simplificada para aquellos entornos de poca calidad o poca resolución (para descargar los escudos en formatos JPEG, PNG y SVG, pulsar el siguente enlace: DESCARGAR ESCUDOS )

  

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Como ejemplo, se proponen diferentes logos del Ayuntamiento de Piloña (para descargar los logos en su tamaño original, pulsar el siguente enlace: DESCARGAR LOGOS ).